En colaboración con UNICEF, ING Group, que ocupa el puesto 91 en la lista Fortune Global 500, pretende ofrecer educación primaria a un millón de niños en todo el mundo

ING invierte en la calidad del futuro colectivo de la humanidad

La institución financiera global ganadora del premio Business Initiative Directions (BID) y sus empleados han donado más de 20 millones de dólares y han pasado su tiempo como voluntarios en ING Chances for Children

Maris Tarab, el Director General de ING Funds (Tailandia) Co., Ltd del ING Group, que ocupa el puesto número 91 en el Fortune Global 500 con José E. Prieto, CEO y Presidente de Business Initiative Directions.
Por las destacadas contribuciones de ING Group a las comunidades filantrópicas y de negocios, Maris Tarab, Director General de ING Funds (Tailandia) Co., Ltd recibió en 2007 el premio BID a la calidad de manos de José E. Prieto, Presidente y CEO de BID, en Ginebra.

 

Al ser una gran institución financiera global, ING Group basada en Amsterdam, no solamente pretende dar ejemplo al ayudar a las personas a gestionar su futuro financiero, además acepta su responsabilidad y su oportunidad de contribuir a la comunidad internacional. El éxito indiscutible de ING se ve reflejado en la posición 91 de la lista Fortune 500 y en el puesto 92 de la lista Forbes Global 2000, además de en sus impresionantes cifras, como la capitalización de mercado de alrededor de 58 mil millones de dólares, las ventas de alrededor de 65 mil millones de dólares y los cerca de 70.000 empleados en más de 40 países. Sin embargo, la planificación del futuro financiero de la empresa no dará sus frutos si no invierte el suficiente tiempo y dinero en la siguiente generación. Por esta razón, el grupo se ha asociado con UNICEF para crear ING Chances for Children, que ofrece la oportunidad de aprender a los niños para que construyan una base sólida y así puedan optar a un futuro brillante mediante proyectos orientados a la educación. Por un lado, se centra en los niños de diferentes países que viven en entornos desfavorecidos y por otro lado ofrece ayuda a los niños de las familias trabajadoras, lo que supone una mejora de la calidad de vida y una promoción de la buena voluntad tanto en las comunidades desarrolladas, como en las que están en desarrollo.

 

Los empleados de ING son la fuerza impulsora detrás de la campaña, ya que han donado millones de dólares, a los que se suman los dólares donados por la empresa que iguala la cantidad puesta por los empleados. Además los empleados han pasado miles de horas como voluntarios en los proyectos aprobados por UNICEF y en las numerosas iniciativas locales de ING Chances for Children. Desde su creación en 2005, ING y sus empleados han conseguido recaudar más de 20 millones de dólares para conseguir su objetivo de ayudar a que un millón de niños tengan acceso a la educación primaria en 2015. Han hecho muchos avances en Etiopía, en especial en las áreas rurales habitadas por tribus nómadas a las que han llevado “clases portátiles” para que puedan recibir educación. En India, los proyectos están encaminados a acabar con el ciclo de pobreza y con el analfabetismo ofreciéndoles educación de calidad a los niños que trabajan por sueldos mínimos en empleos que requieren de poca o ninguna habilidad. También ofrecen ayuda a los niños que no tienen acceso a la educación y por lo tanto pueden verse obligados a trabajar. Los empleados de ING Tailandia contribuyen mensualmente con UNICEF y apoyan de manera activa a los hogares con niños discapacitados.

 

ING sirve como ejemplo al resto de la comunidad de negocios por el hecho de utilizar el liderazgo y el capital humano para marcar una diferencia positiva en el mundo. Por esta razón, ING group ha sido galardonado con el premio Star for Quality de BID.

 

BID fue fundada en 1986 por José E. Prieto, el creador del modelo QC100 TQM (Total Quality Management). El modelo QC100 TQM es el resultado de muchos años de dedicación de profesionales incluyendo a ingenieros, físicos, matemáticos, economistas, sociólogos y periodistas, además de especialistas en la gestión de negocios, que han trabajado para definir la filosofía y el moderno concepto de calidad. El principal objetivo de BID es amplificar las 10 áreas que contribuyen al éxito del marketing de calidad: excelencia, innovación, satisfacción al cliente, tecnología, liderazgo, plan estratégico y resultados de negocios. El premio BID. y el modelo QC100 TQM permite a la gente de negocios consolidar y mejorar su posición como empresa global.